domingo, 1 de octubre de 2017

Sigue perdiéndose la herencia cultural de Bolívar

Museo Soto en total decadencia

*** De la mano de la Gobernación de Bolívar y del Ministerio de la Cultura, quienes “expropiaron” el museo para “rescatarlo”, hoy se aprecia literalmente en Ruinas
*** Obras deterioradas, perdidas, salas expositivas con escasa iluminación y sin aire acondicionado para preservarlas en buen estado, es parte de la “gestión” gubernamental que se apoderó del más importante centro expositivo de Guayana.

El Museo de Arte Moderno “Jesús Soto” presenta un progresivo deterioro en todas sus áreas sin que, al parecer, a sus encargados, les interese frenar la pérdida del legado que el maestro Soto tanto se esforzó en dejar, a sus coterráneos.
Así lo indicó Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) quien criticó la desidia con que año tras año se sigue manejando el Museo por parte del Ejecutivo regional, llevándolo a su estado más deplorable.
“El Penetrable Amarillo ya no existe, las salas expositivas a oscuras y todo el complejo cultural sin aire acondicionado, lo cual sigue generando el deterioro de todas las obras que se exponen en el Museo, sin que a nadie le importe lo suficiente para revertir la pérdida del patrimonio cultural para Guayana y el mundo”, señaló el titular del CIEV.
Para el ecologista, al entrar al Museo se percibe un ambiente afligido, gris, de tristeza; quizás es el dolor del alma del maestro Soto que recorre con agobio y desilusión todo el centro cultural.
En total oscurana salas expositivas del Museo
El Museo Moderno que el maestro Soto inauguró en 1973 como agente catalizador, aglutinador, efervescente, modificador e impulsador de la cultura, en la cual existía una colección de obras artísticas de renombre mundial y hoy solo quedan algunos vestigios del que fuera, el epicentro artístico más importante del suroriente del país”, asegura Lanz.
Los problemas de la falta de aire acondicionado en las salas expositivas y los deshumificadores representan una grave amenaza para las obras “nos informaron que en el marco de una obra de Soto se encontró una oruga que, gracias a Dios, no llegó a comerse el lienzo (…) hay una amenaza en el deterioro y de perdida de obras de forma irremplazable”, alertó Lanz.
En este sentido, hizo un llamado a todos los bolivarenses a ejercer presión pública para que no se pierda el legado del maestro Soto. “Confiamos que el nuevo gobernador Andrés Velásquez, quien es guayanés y le duele la perdida de nuestra cultura, de nuestro legado artístico, tenga entre sus planes de recuperación y desarrollo sustentable para la entidad, el rescatar el Museo de Arte Moderno Jesús Soto y establezca las responsabilidades a quienes dejaron caer al museo en este estado”, aseveró el ecologista.
Desapareció el “Penetrable Amarillo” obra ícono del
Maestro Soto por falta de mantenimiento
En este orden de ideas, espera que se realice un inventario de las obras de arte de forma transparente. “Nos informaron que muchas de las obras de las salas expositivas fueron retiradas para que el público no se dé cuenta del deterioro de las piezas de arte y, presuntamente, fueron llevadas al depósito del museo (…) pero resulta que el depósito del museo tampoco tiene aire acondicionado ni las condiciones mínimas para conservar las obras, por lo que tememos que éstas se terminen de dañar o “desaparezcan misteriosamente”, cuestionó el ecologista, quien recordó cómo el profesor Alfredo Inatty con pocos recursos, logró mantener siempre al Museo Soto en óptimas condiciones; antes que la gobernación lo “expropiara” y nombrara a la hija del entonces Secretario de Gobierno, Teodardo Porras, Mairyn Porras su posterior directora, quien en la actualidad, ni siquiera vive en la región, “desde ese momento se dejó el Museo a su suerte, sin mantenimiento, sin recursos y saqueado”, apuntó.
El museo contaba entonces con más de 500 obras de artistas nacionales e internacionales del siglo XX. En esa colección se encuentran representados artistas de la vanguardia
Alejandro Lanz,
director general del CIEV 
como Kasimir Malevich, Robert Jacobsen, Alberto Magbelli, Kenneth Snelson, Georges Rickey, Natalia Gontcharova, Pavel Mansouroff, André Heurtaux, Jesús Soto, Man Ray, Josef Albers, Jean Tinguely, Fortunato Depero, Jean Gorin, Lucio Fontana, Lajos Kassak, Víctor Vasarely, Michel Seuphor, Henryk Stazewski, Mauro Reggiani, Auguste Herbin, Sonia Delaunay, Marcel Louis Baugnet, Serge Poliakoff, Wassil Kandinsky, Johannes Itten, Jean Arp, Theo Van Doesburg, Hans Richter, Ilya Chashnik, Roy Lichtestein, Jean Arp, Casimir Malevich, Piet Mondrian, Natalia Gontcharova, Josef Albers, Man Ray, Serge Lemoine, Alejando Otero, Jean Dewasne, Liubov Popova, Carlos Cruz Diez y Henryk Berlewi, entre otros.

Finalmente el titular del CIEV expresó que el  Museo Soto es una isla donde reposa un tesoro que todos debemos descubrir. “En el Museo Soto el arte entra por los poros, se puede tocar, sentir en la piel; arte para sumergirse con la mirada y el cuerpo (…) de allí que es imperdonable que tanto la junta interventora del Museo Soto como los directores que han nombrado a dedo, simples empleados públicos que no les duele el Museo sino simplemente seguir lineamientos partidistas, sin importarles que se dañen y deteriore las obras e infraestructura del Museo”.

domingo, 24 de septiembre de 2017


C
Un periodista holandés detenido por investigar

El oscuro negocio de la explotación del Coltán en el estado Bolívar

*** Es la primera y aparentemente “única” empresa mixta que está operando en el marco del Arco Minero del Orinoco, pero desde sus inicios presenta cuestionamientos
*** La poca transparencia del Arco Minero del Orinoco y de las empresas que lo pretenden ejecutar, hace que cualquier periodista o investigador del área sea objeto de presiones, amenazas e incluso detenciones ilegales al ahondar en el tema
*** El CIEV confía que el próximo gobernador Andrés Velásquez defienda la biodiversidad de Guayana y exija los correspondientes estudios de impacto ambiental a las empresas mixtas o transnacionales

(PRENSA CIEV) El pasado jueves 21 de septiembre fue detenido ilegalmente en la zona del Parguaza –municipio Cedeño del estado Bolívar-, el periodista holandés Bram Ebus por estar haciendo un trabajo de investigación sobre las implicaciones del Arco Minero del Orinoco.
Gracias a la presión de diversas ONG´s y la opinión pública, el periodista internacional fue liberado 24 horas más tarde.
Lo que deja bien claro esta detención ilegal de la Guardia Nacional Bolivariana,  es “quien investigue, pregunte mucho o visite el área de explotación del Coltán consultando a los pobladores indígenas locales sobre el funcionamiento de la empresa mixta que realiza la extracción VA PRESO”, cuestionó Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV).
Desde su concepción y anuncio, el Arco Minero del Orinoco ha traído gran controversia “y con justa razón”, por la magnitud del proyecto donde se entrega a empresas –en su mayoría extranjeras- el 22% del territorio nacional para su explotación y sin los debidos estudios de impacto ambiental.
En este sentido, la Corporación Faoz, C.A. es la primera empresa que firmó acuerdos con el gobierno venezolano para incursionar en el Arco Minero del Orinoco, el 7 de agosto de 2016 y se conformó en empresa mixta instalado un campamento en la franja de 111.843 kilómetros cuadrados al sur del río Orinoco, específicamente en el sector Parguaza del municipio Cedeño del estado Bolívar.
Según informaciones llegadas al CIEV, esta empresa no tiene experiencia acreditada en la exploración y explotación del llamado oro azul, y formalmente fue constituida el 29 de julio de 2016, apenas 9 días antes de que el gobierno venezolano le diera luz verde para la explotación minera del coltán, la casiterita, la ilmenita, el estaño, los circones, los diamantes y el oro que están en el subsuelo del Macizo Guayanés.
“La legislación venezolana establece que toda actividad minera debe estar sustentada en un previo estudio de impacto ambiental y sociocultural, lo cual no se ha cumplido en ninguno de los proyectos  del Arco Minero del Orinoco y en la actualidad la Corporación Faoz sigue trabajando sin realizar este requisito de ley”, señala el director general del CIEV, Alejandro Lanz.
Otro dato que llama la atención es que esta empresa mixta autorizada para explotar coltán y cualquier otro mineral que encuentre en  la  extensión de 10.201 hectáreas, no está inscrita en el Registro Nacional de Contratistas, a pesar de que es un requisito para hacer negocios con el Estado venezolano. 
Transcurridos nueve meses sin que trascendieran a la opinión pública las actividades desarrolladas por la empresa mixta Parguaza, el 9 de septiembre de 2017 el ministro de Desarrollo Minero Ecológico, Víctor Cano, anunció que dicho consorcio “cuenta con una tonelada de coltán almacenada para la exportación”.

“Su accionar los desarrolla sin ninguna supervisión por lo que no sabemos la magnitud de los pasivos ambientales que se están generando en esta zona que presenta una riqueza cultural invaluable con pictogramas y petroglifos que datan hasta de un millón de años antes de Cristo”, recalcó el titular del CIEV.
De igual forma, se pudo conocer que se ha formalizado la creación, asignación de áreas y autorización para iniciar operaciones de cuatro empresas mixtas: Parguaza, Oro Azul y Metales del Sur, en el municipio Cedeño; y Siembra Minera, en el municipio Sifontes.
“La poca transparencia en todos los procedimientos de Arco Minero del Orinoco y su lento pero real avance nos genera una gran preocupación (…) confiamos que el próximo gobernador Andrés Velásquez pueda ejercer la presión necesaria para evitar la destrucción de Guayana por estas empresas que no presentan ningún estudio de impacto ambiental ni de manejo o recuperación de áreas afectadas”, destaca Alejandro Lanz.

Para el ecologista, el candidato Velásquez es un político comprometido con el desarrollo sustentable de la región y con su llegada al Ejecutivo regional pondrá “orden” en la gobernación de Bolívar a fin que genere políticas públicas para  la protección y el beneficio de los guayaneses y no sólo para aplaudir o seguir sin cuestionar los dictámenes del gobierno nacional que condena a toda Guayana a la contaminación con el Arco Minero del Orinoco. 

martes, 19 de septiembre de 2017

Ecologistas comprometidos con el próximo gobernador de Bolívar

"Andrés Velasquez representa el desarrollo sustentable de la region"

El Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) junto a investigadores y científicos de la entidad manifiestan su apoyo y acompañamiento al candidato Andrés Velasquez hacia la gobernación del Estafo Bolivar, por ser el único aspirante que plantea un verdadero desarrollo sustentable para las comunidades rurales, indígenas y urbanas de Guayana.
Así lo indicó el director general del CIEV, Alejandro Lanz, quien destacó la importancia de contar con un gobernador comprometido en trabajar con acciones específicas que involucren a la sociedad para juntos, comunidad y gobierno, construir un medio ambiente más sano que permita una mejor calidad de vida para quienes viven en los once municipios del estado Bolívar.

"La preocupación de Andrés Velasquez ante el empobrecimiento de las comunidad rurales e indígenas mas vulnerables de Guayana, por los ilícitos ambientales que deterioran la naturaleza y los servicios ambientales que nos dan la vida a todos y por cada suceso de violación de derechos humanos ocurrido en la región denunciado por las ONG's ambientalistas y DDHH, son solo algunos de los problemas en que hemos contado siempre con Andrés Velasquez", señala Alejandro Lanz.
De igual forma indicó que el candidato a gobernador de Bolívar, tiene entre su plan de gobierno, objetivos específicos en materia de Ecología y Medio Ambiente, entre los que se cuenta el fomentar, difundir y vivir una cultura ambiental más amplia con una eficaz participación de la sociedad y sus organizaciones, el impulso del uso de energías renovables y eficiencia energética, el abasto y uso eficiente del agua, el tratamiento y recolección de los desechos sólidos, entre otros tópicos.
Para cristalizar lo anterior, Andrés Velasquez esta comprometido con impulsar programas y acciones específicas junto a ecologistas e investigadores locales.
También proponen realizar acciones coordinadas para lograr la más alta denominación de protección ambiental para las cuencas hídricas de la región que actualmente se encuentran amenazadas con el desarrollo del Arco Minero del Orinoco que pretende saquear los minerales preciosos de Guayana por transnacionales internacionales, las cuales solo dejaran pasivos ambientales y contaminación en la región.
Se destacó también la necesidad  de impulsar el uso de energías renovables y un servicio de electricidad estable, con el firme compromiso de apoyar también para que los ciudadanos tengan acceso a servicios publicos de calidad.
Para lograr un mejor medio ambiente, hablaron de la importancia de intensificar acciones en el manejo de residuos y cristalizar el programa de separación de la basura donde, parte fundamental del éxito, es la participación de la ciudadanía.

Los ecologistas destacaron la importancia de trabajar todas estas acciones a través de una Agenda Verde junto al futuro gobernador Andrés Velasquez para de esta manera lograr el desarrollo sustentable y enfrentar con éxito los retos ambientales del estado Bolívar. 
Trabajo comunitario y autogestionario en El Aro

Comunidad organizada instala puente en sector El Vigía I

La comunidad rural del sector El Vigía I del municipio Heres, próxima al río Aro instaló un puente en la carretera local de forma autogestionaria y con la participación de todos los habitantes locales y dueños de pequeños fundos.
Así lo informó Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela, quien felicitó la unidad comunitaria y trabajo mancomunado de esta población, ejemplo de solidaridad y unión para resolver de forma autogestionaria problemas que afectan a todos sus habitantes.
El trabajo fue realizado a lo largo de dos semanas con la participación de todos los habitantes del sector, donde vecinos se fueron turnando para la elaboración de los alimentos y otros se fueron turnando e incorporándose en la cuadrilla de vecinos que estuvieron colocando este puente, así como para la adquisición de los materiales que se requirieron para su implementación.
Con esta acción la comunidad rural de El Vigía I mejoró la vialidad interna de su sector y se convierte en ejemplo para otros sectores en materia de autogestión comunitaria.
De forma organizada se estuvo preparando el terreno de un lado y del otro del río local, se fueron colocando las bases del puente, posteriormente los durmientes, los canales de circulación y las barandas protectoras.
Un trabajo mancomunado sin pausa que se reflejó en la instalación y operatividad del puente en apenas dos semanas.


Vecinos trabajando en la colocación del puente local de la comunidad
Pequeños productores desesperados temen la pérdida de toda la temporada de cosecha


Semillas defectuosas ponen en riesgo producción de maíz


Pequeños productores de la cuenca del río Aro se encuentran extremadamente preocupados por la siembra de semillas presuntamente defectuosas de maíz, entregadas por Agropatria, las cuales no germinaron y temen la pérdida de toda la temporada de cosecha.
Así lo dio a conocer Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) quien constató en persona, las semillas importadas de Colombia y las fechas en sus sacos; así como las treinta hectáreas sembradas en total, en las cuales sólo algunas plantas crecieron degeneradas.
“En tiempos en que la producción nacional de alimentos es una necesidad impostergable en toda la nación, no es posible que se entreguen semillas defectuosas con fecha de 2015 y 2016 a los productores locales, semillas vencidas que les hagan perder los pocos recursos que tenían preparando los terrenos con maquinaria, abono y agroquímicos (…) ante esta irregularidad surgen muchas preguntas, Quién importó esa semilla, cuáles fueron los técnicos que la repartieron y los gerentes de Agropatria que aprobaron entregarlas”, se cuestiona el titular del CIEV.
En este sentido, Alejandro Lanz, hizo un llamado al fiscal general de la República, Tarek Willians Saab para que asigne un fiscal especial que investigue esta problemática y se establezcan las responsabilidades y castigos penales y/o administrativos que correspondan.
“Es una falta de ética, moral y principios, corrupción desmedida e inhumana, donde se atenta al derecho de alimentación de todo un país, además que golpea aún más a los ya empobrecidos productores locales que siguen apostando a la agricultura en la región”, apuntó.
Indicó el ecologistas que los pequeños productores de Vigía I de la cuenca del río Aro, municipio Heres están en “jaque” dado la cuantiosa inversión que realizaron en rastro, agroquímicos y mano de obra preparando el terreno que, luego de sembrado, no germinó el maíz; ahora, con el inicio de la temporada de sequía o verano, temen que no les de tiempo para hacer una nueva siembra, por lo que su quiebre es inminente si el gobierno nacional o regional no toma cartas al respecto.
“Hacemos un llamado a Agropatria para que responda por la entrega de semillas defectuosas (…) pues no sólo es que exonere a los agricultores del pago de las semillas, sino que los compense por el pago de la maquinaria, agroquímicos y mano de obra que se utilizó para preparar y sembrar los terrenos (…) y es aquí donde el Estado venezolano debe, si realmente quiere apoyar al campo, a los productores y a la generación de una Soberanía Alimentaria, indemnizar a los agricultores y castigar con mano dura a los funcionarios públicos que tuvieron que ver con la importación de esta semilla colombiana vencida, así como a las oficinas locales que la repartieron sin denunciar estas irregularidades, perjudicando a los pequeños campesinos”, concluyó Alejandro Lanz, director del CIEV. 


Uno de los terrenos sembrados donde nada germino


Nótese las fechas de las semillas importadas de Colombia




Muestra de semillas defectuosas y picadas

Revendedores de medicamentos del Ruiz y Páez
juegan con la desesperación de la gente

(PRENSA CIEV) Inescrupulosos revendedores de medicamentos e insumos médicos apostados en los jardines internos y alrededor de la cerca perimetral del Hospital Universitario Ruiz y Páez, se aprovechan de la desesperación de pacientes y venden a precios exorbitantes productos farmacéuticos y material quirúrgico.
“Todos saben quiénes son, pero nadie le pone la cascabel al gato (…) disfrazan su ilegal actividad con cavas y bolsos en los que promocionan chucherías y bebidas pero se encuentran abarrotadas de mercancía de salud”, señala Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV).
Para el ecologista, es surrealista ver como venezolanos explotan a otros venezolanos; mientras las autoridades policiales y vigilantes del Hospital no se dan por enterados de la ilícita actividad que se desarrolla frente a ellos.

“No comprendo cómo esta red de bachaqueros obtiene tantos medicamentos e insumos médicos dado que en teoría está regulado el suministro y distribución a nivel nacional (…) lo cierto es que por humanidad, los cuerpos de seguridad del Estado deben realizar un trabajo de investigación a profundidad”, sugirió el titular del CIEV.

Los productos van desde yelcos de diversos tamaños, inyectadoras y equipos más específicos hasta antibióticos y tratamientos completos para diversas patologías, a precios escandalosos que violan el derecho constitucional a la salud pública de toda la población. 
Alerta Alejandro Lanz del CIEV

Desde el Aeropuerto de Ciudad Bolívar se “alimenta” la minería ilegal en PN Canaima


(Prensa CIEV) El presunto incremento en el tránsito y traslado aéreo de combustible, alimentos y equipos para la minería de río y cielo abierto hacia diversas zonas del Parque Nacional Canaima representa una gran preocupación para diversas organizaciones ambientalistas en el estado Bolívar.
Según denuncias recibidas en el Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV), el Aeropuerto Tomás de Heres de Ciudad Bolívar, se ha convertido en una de las principales vías para “alimentar” la explotación aurífera en la entidad.
“Se nos ha informado que desde el Aeropuerto Tomás de Heres ha venido incrementándose el flujo aéreo de aviones de carga, así como de las llamadas “taritas”, transportando toneladas de alimentos hacia zonas poco pobladas en el Parque Nacional Canaima, donde según denuncias recibidas en el CIEV, existe la presencia de la minería ilegal, en dichas zonas”, señaló Lanz.
En este sentido, el titular del CIEV solicitó al comandante del Destacamento 621 quien tiene la custodia y supervisión de la terminal aérea, el establecer las labores de inteligencia y control para esclarecer los presuntos vuelos ilegales que desde él despegan.
Según se pudo conocer, una parte sustancial de los alimentos que se trasladan por el aeropuerto son productos que generalmente se encuentran en los CLAPs y la cantidad de comida que se embarca sobrepasa el número de habitantes de las comunidades indígenas locales; “asimismo desde la calle se puede apreciar la acumulación de decenas tambores de presunto aceite para dragas o combustible, cuando los aeroplanos de esta terminal aérea no están acondicionados cómo trasporte aéreo de este tipo de carga de líquidos inflamables”, agrega Lanz.

Un tema delicado, puesto que este excesivo flujo de suministros se realiza hacia diversas zonas del Parque Nacional Canaima donde la minería está prohibida en cualquiera de sus modalidades.
“Se hace necesario que se establezca un mayor control sobre la mercancía que sale por este terminal aéreo, tanto su procedencia, como su destino final (…) debe quedar una constancia para poder contabilizar cuantas toneladas de alimentos, combustible y demás suministros se envían quincenalmente a cada comunidad y/o sector”, aconsejó el ecologista.
De igual forma, indicó que han recibido denuncias del traslado de miles de millones de bolívares en billetes del nuevo cono monetario y un promedio de 200 a 300 kilos de oro que transita por dicha terminal aérea.

“Son alarmantes las denuncias que nos han llegado sobre el actual funcionamiento del Aeropuerto Tomás de Heres de Ciudad Bolívar, en el cual pudimos constatar en comentarios de pasillo la apreciación que el hampa organizada controla la terminal aérea”, comentó Lanz, al tiempo que pidió a las fuerzas de seguridad del Estado tomar cartas en el asunto.