sábado, 17 de junio de 2017

Sede del CIEV destruida y allanada 

Tras las protestas acontecidas en Ciudad Bolívar, la sede del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) en Vista Hermosa fue allanada presuntamente por funcionarios del orden público y se perdieron gran parte de las denuncias y registros de ilícitos ambientales en el estado Bolívar.
Así lo indicó Alejandro Lanz, director general del CIEV quien indicó que la sede de la ONG que dirige fue allanada el pasado miércoles 13 de junio por efectivos de la Policía del Estado Bolívar con el apoyo de la guardia nacional bolivariana, justificando tal acción al presuntamente perseguir a jóvenes de la resistencia que se introdujeron en las áreas externas de la sede de esta ONG.
“Hace quince días atrás la sede del CIEV sufrió un siniestro, un incendio y hoy es allanada; han violentado la reja y rompieron la cerradura de la puerta principal de acceso al establecimiento y ha quedado destruido lo poco que se salvó del incendio (…) son sucesos recurrentes que han ocasionado la perdida de innumerables registros de denuncias sociales y ambientales de los once municipios del estado Bolívar”, aseveró Alejandro Lanz.
En este sentido, el ecologista indicó que lo poco que se había salvado del inexplicable incendio que sufrió la sede del CIEV –computadoras, archivadores, bibliotecas y mobiliarios-, se vio devastado por la presunta acción de los cuerpos de seguridad del estado.

“Expedientes sobre ilícitos ambientales y gran parte de la documentación recolectada sobre casos de delitos ambientales en la entidad se perdieron, sin embargo no nos doblegaremos; seguiremos adelante y volveremos armar y documentar los casos en pro de la defensa de nuestro ambiente, de nuestros ecosistemas, para frenar los delitos de violación de derechos humanos y ambientales en la entidad, las deforestaciones ilegales, la trata de personas, el desplazamiento forzoso de indígenas a causa de la minería ilegal, las nefastas implicaciones del Arco Minero del Orinoco, entre otros”, señalo Lanz.
El director del CIEV indicó que con esta acción, el CIEV redobla su accionar en pro de garantizar una naturaleza ambientalmente sustentable para las generaciones futuras “si bien pareciera que el hampa se uniformó, esto no nos detendrá en función de seguir denunciando y trabajando junto a las comunidades por un futuro ambientalmente sostenible para todos”, aseveró.
Concha sin percutar encontrada en el interior de la sede del CIEV
“No vamos a detener nuestro accionar en el marco de documentar la realidad ambiental de Guayana, es un compromiso que tenemos con las comunidades tanto indígenas y rurales de nuestra entidad que por más de dos décadas han confiado en el CIEV como organización no gubernamental que trabaja de la mano del pueblo para mejorar su calidad social y ambiental”, comentó finalmente Alejandro Lanz, director general del CIEV.

jueves, 25 de mayo de 2017

Alejandro Lanz en relación a la Masacre del Decanato

“Deploramos el recrudecimiento de la violencia y la violación continua de los Derechos Humanos”

***Hacen un llamado al Defensor del Pueblo  capítulo Bolívar, Orlando Alcalá, a fin que actué apegado a la Constitución y las Leyes,  y defienda al Pueblo y a los estudiantes

El fallecimiento del joven Augusto Puga y los demás estudiantes heridos con armas de fuego, ilustra el giro violento que han tomado los cuerpos de seguridad del estado en Bolívar, apartándose de los preceptos del respeto a los Derechos Humanos y a la Constitución Nacional.  
Así lo manifestó Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) quien fustigó a las fuerzas del orden público: “quienes tienen el deber de proteger y salvaguardar la vida de los venezolanos, ¡son quienes disparan, hiriendo y asesinando a nuestros jóvenes!” exclamó con impotencia.
En tal sentido, el titular del CIEV condenó el uso excesivo de la fuerza por parte de la fuerza pública contra la población civil –y en este caso, estudiantil-, que se manifiesta pacíficamente en Ciudad Bolívar.
Asimismo hizo un llamado al defensor del Pueblo, Orlando Alcalá para que actúe según sus atribuciones y competencias, en aras de garantizar los Derechos Humanos del Pueblo.
“Ya entiendo por qué la ciudadanía lo llama “el defensor del cargo en vez del defensor del pueblo en el estado Bolívar”, lastimosamente los cargos siguen siendo ocupados por funcionarios que son sólo una caja de resonancia del gobierno, sin iniciativa ni con una personalidad profesional propia que haga honor al cargo que ostenta (…) pareciera más funcionario de turismo por la cantidad de selfis que publica en las redes sociales en Gran Sabana y P.N. Canaima que defensor del pueblo ante la violación de derechos humanos en Ciudad Bolívar, Ciudad Guayana, Upata, por sólo citar las zonas con mayor represión en la entidad”, puntualizó el ecologista.

El deterioro de la situación interna y el recrudecimiento de la violencia en el país es indicativo de un vacío institucional sin precedentes, donde el Poder Moral Republicano mantiene un silencio cómplice y un accionar nulo ante la realidad que se vive actualmente.
“La crueldad, como cualquier otro vicio, no requiere de ningún motivo, solo de una oportunidad”, así lo escribió la novelista inglesa George Eliot; y en Ciudad Bolívar se presentó esa oportunidad en la cual los cuerpos de seguridad del estado reprimieron a sus anchas, sin temor a ser sancionados por crímenes de Lesa Humanidad, o los destrozos generalizados a los salones y oficinas del Decanato de la UDO, en los cuales se observa y se siente la saña, el odio y la furia con que fueron destruidas”, advierte Lanz.
Estas situaciones críticas que pueden convertirse en abismos sin retorno, nos señalan que las enseñanzas más importantes de Bolívar no son sus estrategias militares, sino sus consideraciones sobre los límites y los extremos que enfrentamos mientras se logran los ideales que están más allá de las metas.
 “Los funcionarios policiales y efectivos castrenses, hay que recordarles que la paz se construye, y el respeto al libre pensamiento y a la manifestación pacífica es un derecho constitucional (…) Reiteramos el llamado a la no utilización de armas de fuego para reprimir manifestaciones civiles”, resaltó Lanz.
Para el ecologista, el que se esclarezca los hechos ocurridos el 24 de mayo en el Decanato y se asignen responsabilidades penales a los efectivos que accionaron sus armas, así como a quienes violaron la autonomía universitaria y destrozaron las instalaciones de la UDO.
“Ahora, cuando el fracaso del régimen actual es evidente e indiscutible, nuestro reto es convertir el mal en bien y hacernos capaces de tejer lo nuevo, combinando conciencia y solidaridad para que lo necesario se haga posible y convertirlo en realidad de progreso, paz y felicidad para todos”.

Finalmente, Alejandro Lanz, como vocero principal del CIEV “hacemos un reconocimiento a la Fiscal General de la República, Luisa Ortega Díaz, quien ha venido pronunciándose apegada a la Constitución y las Leyes con imparcialidad y profesionalismo (…) su actuación está por encima de las mezquindades políticas y no como una caja de resonancia sorda, ciega y muda, ante la crisis humanitaria y la ruptura del orden constitucional que enfrenta nuestra nación”. 

lunes, 15 de mayo de 2017

Alerta Alejandro Lanz, director del CIEV

Aumenta la explotación ilegal del Coltán

***Empresas de Puerto Ordaz con dudosos permisos del “Arco Minero” trasladaron grandes maquinarias para potenciar la extracción del llamado “Oro Azul” en el municipio Cedeño y norte del estado Amazonas

El eje Pijiguao-Puerto Ayacucho en el estado Bolívar está siendo explotado el Coltán sin control por empresarios de Puerto Ordaz que han trasladado maquinaria pesada.
Así lo denunció Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) quien especificó que retroexcavadoras, pailovers y jumbos están trabajando en la zona del Parguaza socavando y destruyendo el ambiente para extraer el también llamado “Oro Azul” que es vendido  y trasladado de forma ilegal a Colombia.
En este sentido, el titular del CIEV informó que los empresarios de Ciudad Guayana están avalando la actividad ilegal con presuntos permisos y concesiones dadas en el marco del “Arco Minero del Orinoco” (AMO), sin embargo a la fecha, dichos permisos y concesiones no han sido otorgados por el Ejecutivo nacional.
Lanz indicó que la explotación ilegal y tráfico de minerales en la región Guayana se desarrolla ante el hermetismo que tiene el gobierno con respeto al AMO, lo cual crea una desinformación generalizada que es aprovechada por empresarios inescrupulosos en su ambición por amasar grandes ganancias a costa de la destrucción del medio ambiente y el comercio ilegal de este mineral estratégico que se utiliza en equipos de alta electrónica y cohetes de largo alcance.

Ahora, con la promulgada Ley Orgánica que reserva al Estado las actividades de exploración y explotación del oro y demás minerales estratégicos, el titular del CIEV estima que la actividad pase a la legalidad fiscal, contribuya a la economía nacional y se maneje con planes que minimicen el impacto ambiental en su extracción. 
"Existen varias minas de coltán que están siendo explotadas sin ningún control en la zona del Parguaza, presuntamente por mafias guayanesas y colombianas que han asumido el control del Eje Pijiguao hasta Puerto Ayacucho (...) una situación que vulnera la soberanía nacional con el saqueo de nuestros recursos naturales, dejando solo destrucción de la naturaleza y contaminación; a la vez que todo el Coltán es trasladado a Colombia de contrabando sin dejar ningún beneficio al fisco nacional", alertó el ecologista. 
Para el titular del CIEV es de vital importancia que la Fuerza Armada Nacional retome el control de esta área y "libere" a las comunidades piaroas y criollas de diferentes fundos locales, que sufren la presión por parte de estas mafias que ejercen el poder de forma ilegal. "Asimismo, nos han informado del desplazamiento de familias criollas y el éxodo de pequeños dueños de fundos que han abandonado sus tierras por presuntas presiones de la estos grupos para extraer Coltán de sus tierras", informó Lanz. 

“Hacemos un llamado a nivel regional al comandante de la REDI GUAYANA y al alto mando militar en aras de establecer las operaciones de inteligencia e investigación en la zona en pro de la defensa de los recursos naturales de nuestra nación”, destacó Lanz.

 

EL “ORO AZUL” DEL PARGUAZA

 

Según declaraciones emitidas por el  geólogo Noel Mariño, tras sus investigaciones de la Universidad de Oriente y las industrias básicas de Guayana desde 2007, se determinó que existen yacimientos de este mineral en la zona del Río Parguaza, específicamente en el cerro Boquerones del sector Los Gallitos en un área de unos 7 mil kilómetros cuadrados.
También se cree que hay Coltán en la Sierra de Imataca, localizada en el estado Delta Amacuro.
"Es un tema delicado, si bien desde hace años se está explotando este valioso mineral en Guayana y Amazonas; las zonas donde se encuentra tienen en su entorno importantes ecosistemas y yacimientos arqueológicos no menos valiosos", recalca el titular del CIEV. 
Señala que en el caso del río Parguaza existen yacimientos arqueológicos con petroglifos y pictogramas que datan de 10 mil años antes de Cristo, además de cuevas mortuorias de los piaroas que son sagradas para estos pueblos originarios. 
En el caso de Sierra Imataca, ésta presenta una figura de protección  ambiental por parte del Estado venezolano "y de quererse realizar una intervención, ella debe ser respetando un estudio minucioso de impacto ambiental y control efectivo de lado acciones de extracción", agrega el ecologista.

UN MINERAL COMERCIALIZADO EN DÓLARES 

El coltán es una mezcla de los minerales columbita y tantalita, de color gris metálico oscuro y gran importancia en la fabricación de componentes electrónicos avanzados. Está considerado como un recurso no renovable altamente estratégico porque es conductor de la electricidad, calor y muy duro.
Su uso es fundamental para el desarrollo de nuevas tecnologías: telefonía móvil, fabricación de ordenadores, videojuegos, armas inteligentes, medicina (implantes), industria aeroespacial, levitación magnética, entre otras.
Su diversidad en usos se debe a que posee propiedades como: superconductividad, carácter ultrarrefractario (minerales capaces de soportar temperaturas muy elevadas). A su vez, almacena carga eléctrica temporal y la libera cuando se necesita. Sus propiedades le hacen idóneo como material privilegiado para su uso extraterrestre en futuras plataformas y bases espaciales.
Analistas de este sector establecen que el coltán comprende un quinto del mercado global, alrededor de 150 millones de dólares al año. Su cotización es superior a los 400 dólares por kilogramo.


sábado, 4 de febrero de 2017

En sector entre los municipios Sucre y Cedeño

“Irregulares” imponen su “LEY” a productores de La Raya

Grupos de irregulares se han apoderado del sector La Raya, ubicado en el municipio Cedeño, cerca de la frontera con el municipio Sucre del estado Bolívar.
Así lo dio a conocer Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV) tras recibir varias denuncias de pobladores locales de este sector agrícola y pecuario.
Según informaron los afectados, presuntamente, grupos de irregulares han tomado el control de toda el área ante la ausencia de cualquier cuerpo de seguridad del Estado.
“Me han informado que estos grupos organizados tienen una presencia activa en la zona, cobran vacuna y controlan más de sesenta equipos de minería a cielo abierto, la cual operan de forma ilegal y sin ningún tipo de permisología legal, saqueando y destruyendo muchas áreas de vocación agrícola y pecuaria”, comenta el titular del CIEV.
Según los productores de La Raya –quienes han pedido no mencionar sus nombres por temor a las fuertes represalias-, desde el año pasado vienen sufriendo de cobros de vacuna, abigeato, robos en los fundos y fincas de herramientas agrícolas, desde bombas de riego hasta plantas eléctricas, motosierras, desmalezadoras e implementos menores de faena diaria como picos, palas, escardillas, etc.
“Me informan que toda la población se encuentra desesperada por la situación en momentos en que se debe fortalecer el sistema agroproductivo, en La Raya, los cultivos están a punto de perderse”, dijo.

Por tal motivo el CIEV hace un llamado al ministro de la Defensa, General Padrino López y al alto mando militar para que una comisión directa de Caracas se apersone en la zona, constate la presencia de irregulares y desmantele estas bandas organizadas que mantienen a la población productiva de la región en “jaque”. 
Inexplicable situación

Repunta la minería ilegal en el Alto Paragua y Caura


Se nos ha informado sobre un nuevo repunte de minería ilegal en el bajo, medio y alto Paragua en el municipio Angostura, pese a la presencia de la Armada venezolana y la prohibición nacional de esta actividad en las principales cuencas del estado Bolívar por el Ejecutivo nacional.
Así lo dio a conocer Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV), quien ha venido recibiendo varios informes de pobladores locales que hacen vida en la cuenca y observan cómo se han multiplicado las balsas y dragas en el río Paragua.
“Según nos han informado, desde el bajo Paragua ya se comienzan a ver balsas y pasando el Salto Uraima hacia el alto Paragua, ya hay instaladas grandes balsas con equipos de ocho pulgadas, generando una gran contaminación, remoción de sedimentos socavando el río”, indicó el titular del CIEV.
En tanto, la cuenca de El Caura, también persiste la actividad aurífera ilegal, ha cual a pesar de la lucha que los pueblos indígenas mantienen por detener la minería en sus hábitat´s, conscientes que la verdadera riqueza de sus territorios está presente en el equilibrio ambiental que les proporciona alimentos (agricultura, pesca, cacería de subsistencia), así como materiales para hacer sus viviendas y la preservación de su cultura y comunidades, ancestralmente, presentes en la zona.
“No comprendemos cómo siendo el medio fluvial, el único medio de acceso a las zonas donde se trabaja la minería ilegal en los ríos Paragua y Caura, hoy en día no se ha podido detener esta ilícita actividad, y peor aún, que se incremente el número de equipos que devastan los principales cuerpos de agua dulce de la nación”, manifestó Lanz.
En este sentido, hizo un llamado al alto mando militar en aras de evaluar los controles castrenses presentes en las cuencas de Guayana.
“La Armada venezolana es una institución que históricamente ha sido ejemplo de eficacia y eficiencia, sin embargo, en la actualidad no entendemos como no han podido detectar y detener el tráfico fluvial que mantiene activa las minas de agua en la región (…) es necesario una revisión de los puestos locales para determinar las fallas en virtud de hacer los correctivos necesarios para mejorar el funcionamiento operativo de este componente de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana”, aportó el ecologista.
Para el titular del CIEV debe realizarse una evaluación a profundidad, asignando responsabilidades, si las hubiera, a los efectivos castrenses incursos en actos que por acción y omisión, hacen que la minería en las cuencas del Paragua y Caura sigan activas, y peor aún, se incrementen.

“La maquinaría, motores hidráulicos, turbinas, cientos de metros de manguera y balsas desarmadas, entre tantos otros equipos e insumos para la minería de río, no es pequeña ni es posible que pase desapercibida por su volumen, al igual que las decenas de tambores de 200 litros de combustible que son necesarias para la actividad (…) más aún cuando la única vía de traslado es por agua, vía fluvial (…) el movimiento de personas, alimentos y suministros tampoco es despreciable, mucho menos invisible; consideramos desde el CIEV que se debe hacer un trabajo multidisciplinario, de cooperación entre todas los componentes de la Fuerza Armada y fuerzas vivas de la región para garantizar la efectividad en la lucha contra la minería ilegal y el tráfico fluvial de equipos, suministros y combustible al alto Paragua y alto Caura”, concluyó Alejandro Lanz. 

jueves, 2 de febrero de 2017

Advierte Alejandro Lanz del CIEV

Caída cerca perimetral del Aeropuerto de Ciudad Bolívar

Ciudad Bolívar parece haber caído en una espiral de deterioro a nivel humano, institucional y patrimonial, que causa una gran preocupación, y de no atenderlo, nos iremos acostumbrando a vivir entre ruinas y cenizas, maleza y desidia.
Así lo manifestó el director general del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela (CIEV), Alejandro Lanz, quien con preocupación observa como nuestra ciudad se va degradando tanto ambiental como urbanamente.
“Desde hace aproximadamente un mes se cayó la cerca perimetral del Aeropuerto “Tomás de Heres”, específicamente la sección ubicada en la avenida 17 de Diciembre, sin que a la fecha se vean trabajos para reparar o sustituir la cerca caída en el suelo”, resaltó el ecologista.
Para el titular del CIEV, este tramo de la cerca es muy importante que se mantenga en pie para evitar alguna tragedia, debido que separa el tránsito peatonal de la pista de despegue de las avionetas.
“Es un tema de seguridad aeronáutica, ya que las avionetas aterrizan en ese lado de la pista, así como muchas otras se trasladan a ese inicio de la pista para arrancar su vuelo (…) no comprendemos como ya han pasado treinta días y no ha sido reparada”, recalcó Lanz.
El ecologista hace un llamado general a la alcaldía de Heres, gobernación del estado Bolívar, ONG´s, ciudadanía y demás instituciones tanto públicas como privadas a activarse en pro de la recuperación de la Ciudad Bolívar que queremos, “a no dejarnos vencer por la apatía y la desesperanza, a sumar iniciativas para el rescate de nuestra ciudad, de los espacios públicos, a las instituciones para que mantengan sus infraestructuras”.


Otro símbolo bolivarense que se está perdiendo…

Puente Angostura arriba a su 50 aniversario en plena decadencia

***La estructura metálica del puente colgante muestra grandes áreas con óxido, pernos con alto grado de óxido en sus péndolas y preocupante falta de pernos en los anclajes
***Los canales de circulación de malla presentan graves desniveles y un ensanchamiento de sus juntas
***Barandas caídas y sueltas, a punto de caerse; junto a maleza y falta de iluminación, denotan una falta de mantenimiento de esta obra arquitectónica, ícono de la entidad

Considerado entre los diez puentes colgantes más importantes del continente, el Puente Angostura, muestra hoy su cara más decadente, a pesar de estar a escasos días de arribar a su cincuenta aniversario este seis de enero.
Así lo señaló Alejandro Lanz, director del Centro de Investigaciones Ecológicas de Venezuela, quien con preocupación señaló que ha podido constatar el incremento del desnivel y hundimiento de las planchas de malla ubicadas en la torre sur, en donde a simple vista parece haber cedido las vigas que la soportan dado que han tenido un nivel de hundimiento que sigue incrementándose semanalmente sin que ningún ente gubernamental realice un diagnóstico del corredor vial.
“En sentido, Norte-Sur se observa como la junta se ha separado y ha cedido, notándose una caída entre las planchas de malla; mientras en sentido Sur-Norte se observa una especie de hundimiento entre las planchas (…) en ambos casos, estas irregularidades en los canales de circulación se presentan cerca de la torre Sur del Puente Angostura”, indicó Alejandro Lanz.  
Para el ecologista, esta situación representa una gran preocupación, puesto que son miles, los vehículos que transitan diariamente el puente colgante.
“Y la situación tiende a agravarse con el tráfico descontrolado de gandolas y vehículos de carga (…) Hace décadas existía la Romana en el peaje Sur que chequeaba que los camiones de carga no excedieran el peso máximo que el Puente puede soportar en aras de no ir dañando su estructura; asimismo no se permitía que dos gandolas cruzaran simultáneamente el puente (…) sin embargo desde hace diez años aproximadamente, el control de las gandolas fue eliminado y ahora vemos cotidianamente hasta tres o cuatro gandolas pasando una detrás de la otra por el Puente, con total tranquilidad”, alerta el titular del CIEV.
Adicional indicó que las juntas que hace años se separaron y que dejaron descubierto elementos estructurales en la vía de descenso del puente en sentido Sur-Norte y que fuera cubierta con una lámina, dejó una pronunciada protuberancia, la cual sigue generando la imprudencia de muchos conductores que en vez de bajar la velocidad para continuar en su canal, se pasan a gran velocidad al carril de contraflujo para sortearla y evitar el continuo daño a los trenes delanteros de sus vehículos.
“Esta situación lleva años sin que el Ejecutivo regional muestre una verdadera voluntad de poner en óptimas condiciones los canales de circulación del Puente Angostura”, manifiesta el ecologista.

De igual forma, a simple vista se puede observar el grado de óxido que muestra la estructura de vigas de rigidez con sus armaduras de celosías de 7,62 metros (estructura metálica debajo de los canales de circulación). Mientras que los pernos de las péndulas también presentan un gran grado de óxido, en tanto que los anclajes principales de los cables colgantes muestran la ausencia de muchos de sus pernos.
ACTIVACIÓN DE COBRO DE PEAJES
Con la entrada en rigor meses atrás del cobro de los peajes en el Puente Angostura se esperaba que el Ejecutivo regional pudiera autogestionar el mantenimiento del Puente; sin embargo, a la fecha se puede apreciar el deterioro del mismo.
“Vemos barandas caídas y a punto de caerse, maleza, acumulación de arena en los hombrillos y los problemas estructurales antes señalados (…) no se comprende, porque el dinero recaudado que se estima en millones de bolívares mensuales no se invierte en mantener la seguridad vial en esta joya arquitectónica, puerta de entrada a visitantes a la entidad”, se cuestiona Lanz.
Recuerda el ecologista que, en otros estados, con el cobro de peaje se podía apreciar una retribución al usuario en vías asfaltadas, iluminadas, servicio de grúa gratuita y atención y auxilio al viajero.
Finalmente, Alejandro Lanz recordó la Ciudad Bolívar que despertaba bajo un signo de pujanza económica y estratégica, una Ciudad Bolívar que se interconectaba vialmente –junto a la rica Guayana- al territorio y a la economía del país, gracias al Puente Angostura sobre el Orinoco; un puente que hoy muestra el rostro de la desinversión y la desolación a pesar de cumplir sus “Bodas de Oro” con esta región.